Higiene absoluta en acero inoxidable

Leuze ha desarrollado las series 53C y 55C, dos nuevas series de sensores miniaturizados con carcasa de acero inoxidable, especialmente destinadas a procesos de producción y envasado que exijan la máxima higiene.

Owen, May 12, 2023 – Tanto si trata de queso, agua para consumo o vacunas, al envasar o llenar recipientes con alimentos o fármacos se aplican los mayores requisitos en cuanto a higiene y limpieza del sistema. Leuze ha desarrollado los sensores de las series 53C y 55C, que resultan ideales para procesos de producción y envasado que exijan la máxima higiene. Se caracterizan por su carcasa de acero inoxidable V4A de alta calidad, especialmente liso y su cubierta de la óptica sin cristal resistente a los rasguños. De este modo, los sensores pueden soportar exigentes ciclos de limpieza y desinfección, así como grandes fluctuaciones de temperatura.

Precisos en todo momento

Con las series 53C y 55C, los operarios del sistema disponen de sensores de aplicación flexible en forma de fotocélulas de barrera, fotocélulas reflexivas o sensores difusos. Dependiendo del modelo, las soluciones de Leuze detectan de manera fiable piezas de cristal, PET, película o de pequeño tamaño. También se puede detectar fácilmente el nivel de llenado de líquidos acuosos. Las nuevas series de sensores 53C y 55C son resistentes al polvo y al agua, y cumplen los requisitos de los índices de protección IP67, IP68 e IP69K. Una característica útil es que la configuración, el manejo y el mantenimiento de los sensores se puede realizar a través de IO-Link.

Sin oportunidades para las bacterias

Para áreas húmedas, Leuze ha desarrollado la serie 55C con un diseño Wash-Down. La óptica y los controles funcionales están fabricados con materiales estancos a la difusión y químicamente estables. Su diseño sin huecos contribuye a una higiene máxima.
Los sensores de la serie 53C tienen un diseño higiénico. La carcasa está diseñada de forma consecuente para evitar la contaminación bacteriana. Sus contornos suaves sin agujeros de sujeción impiden que se formen depósitos. También contribuye a ello un concepto de sujeción especial: el sensor y la máquina tienen una conexión hermética al gas a través de la fijación de montaje. La serie 53C es adecuada para áreas especialmente sensibles a la higiene en contacto directo con alimentos o para su instalación sobre productos no envasados.